domingo, 30 de diciembre de 2012

Se termina el año 2012 y comienza el 2013

Blog católico de Santa María de 

Baiona la Real, nº. 824
Desde nuestra hermosa villa 
de Baiona La Real
Se termina el año 2012 
CARGADO DE CRISIS
Y DE HUÍDA, MÁS QUE DE DINERO…
 DE VALORES MORALES...
Han pasado ya las penas y las alegrías. De ellas sólo queda el mérito de haber sufrido con espíritu sobrenatural, y de haber agradecido a Dios, si así lo hiciste.
Autor: P. Jorge Loring SJ | Fuente: Catholic.net
El tiempo pasa volando. Han pasado ya las penas y las alegrías. De ellas sólo queda el mérito de haber sufrido con espíritu sobrenatural, y de haber agradecido a Dios las satisfacciones. El pasado deja huella en la biografía que Dios tiene de mí.
El día de hoy podríamos considerar tres cosas:
a) El tiempo pasa.
b) La muerte se acerca.
c) La eternidad nos espera.
El tiempo pasa volando. Han pasado ya las penas y las alegrías. De ellas sólo quedan el mérito de haber sufrido con espíritu sobrenatural, y de haber agradecido a Dios las satisfacciones. El pasado deja huella en la biografía que Dios tiene de mí.
La muerte se acerca. Cada día que pasa estoy más cerca de ella. Es necio no querer pensar esto. Muchos de los que murieron el año pasado se creían que iban a seguir vivos en éste, pero se equivocaron. Puede que este año sea el último de nuestra vida. No es probable, pero sí posible. Debo tenerlo en cuenta. En ese momento trascendental, ¿qué querré haber hecho? ¿Qué NO querré haber hecho? Conviene hacer ahora lo que entonces me alegraré de haber hecho, y no lo que me pesará haber hecho.
La eternidad nos espera. Nos preocupamos mucho de lo terrenal que va durar muy poco. Nos preocupamos de la salud, del dinero, del éxito, de nuestra imagen, etc. Todo esto es transitorio. Lo único que va a perdurar es lo espiritual. El cuerpo se lo van a comer los gusanos. Lo único que va a quedar de nosotros es el alma espiritual e inmortal.
Con la muerte no termina la vida del hombre: se transforma, como dice el Prefacio de Difuntos. Palabras de Santo Tomás Moro sobre la morada en el cambio de destino.
Los que niegan la vida eterna es porque no les conviene. Pero negarla no es destruirla. La verdad es lo que Dios nos ha revelado.
Hoy es el momento de hacer balance. No sólo económico, sino también espiritual y moral.
Hagamos examen del año que termina.
Sin duda que habrá páginas maravillosas, que besaremos con alegría.
Pero también puede haber páginas negras que desearíamos arrancar. Pero eso ya no es posible. Lo escrito, escrito está.
Hoy abrimos un libro nuevo que tiene todas las páginas en blanco. ¿Qué vamos a escribir en él?
Que al finalizar este año que hoy comienza, podamos besar con alegría cada una de sus páginas.
Que no haya páginas negras que deseemos arrancar.
Puede que en ese libro haya cosas desagradables que no dependen de nosotros.
Lo importante es que todo lo que dependa de nosotros sea bueno.
Pidamos a Dios que dirija nuestra mano para que a fin de año podamos besar con alegría todo lo que hemos escrito.
También es el momento de examinar todas las ocasiones perdidas de hacer el bien.
Ocasiones irrecuperables. Pueden venir otras; pero las perdidas, no se recuperarán.
Finalmente, demos gracias a Dios de todo lo bueno recibido en el año que termina.
De la paciencia que Dios a tenido con nosotros. Y de su gran misericordia.
P. Jorge Loring,S.J.
Y Franja añade...
Lo de año nuevo vida nueva....no es verdad !. La vida no va a cambiar en nosotros por cambiar de año, de hoy a mañana. Pero la lucha de cada día...esa puede y tiene que ser nueva cada mañana. Por eso..."AÑO NUEVO LUCHA NUEVA" ahora lo entiendes. 
Un abrazo a todos los visitantes de este blog, y que en el próximo año, 2013 que mañana comienza se realice lo que todos esperamos. 
Y se me olvidaba!. No echemos a Dios de nuestras vidas, de la vida de nuestras familias, de la vida de nuestra sociedad y se pondrán los cimientos en este AÑO DE LA FE  para que en medio de tantos recortes...sean también  en nuestros vicios y miserias.  Nuestros vicios y miserias son la rémora que impedirá o retardará el que este mundo occidental se arregle. Ya lo dijo el Santo Padre. Si Europa no vuelve a sus raíces cristianas, todos los males se agrandarán. Las almas sin Dios, los políticos sin Dios, las familias sin Dios, los pueblos sin Dios van sin remedio a la ruina moral. La lucha nueva del nuevo año,
 sirva para afianzarnos en lo valores que valen la pena. 
***FELIZ 2013***.
Franja 
Y.....

Adiós a la Noche Vieja
¿Qué me traerá el año que comienza? 
¡Lo que Tú quieras, Señor!
Debemos ir a la Iglesia a dar gracias a Dios por el año que termina y pedir ayuda para el año que comienza. 
En familia, se puede platicar acerca de cómo ha sido el año para cada uno y los propósitos que se tienen para el próximo. 
Algunas pautas para reflexionar : 
-¿Qué cosas buenas he hecho este año para mí? 
-¿Qué obras buenas he hecho por los demás? 
-¿Con qué no cumplí de la mejor manera? 
-¿ En qué puedo mejorar mi vida? 
-¿Cuánto aumentó mi amor a Dios y a la Iglesia? 
-¿Cómo he cumplido con mi vocación (como hijo de familia, como padre defamilia, como esposo, como cristiano? 
-¿Qué propósitos tengo para el siguiente año?
 ***
Sugerencias para despedir la Noche Vieja:
Cada miembro de la familia escribe en un papel la actitud que va a tratar de mejorar el próximo año, después queman todos los papeles juntos, en una fogata.
También, pueden decir en voz alta a lo que se comprometen, como miembro de la Iglesia, para hacer que Cristo esté cada día más presente en la comunidad.
Al despedir el Año Viejo. 
 Oración de agradecimiento 
¡Gracias, Señor, por todo lo que en este año me diste!
¡Gracias por los días de sol y los nublados tristes!
¡Gracias por las noches tranquilas y por las inquietas horas obscuras!
¡Gracias por la salud y la enfermedad, por las penas y las alegrías!
¡Gracias por todo lo que me prestaste y después me pediste!
¡Gracias por la sonrisa amable y la mano amiga, por el amor y todo lo hermoso y dulce!
¡Por las flores y las estrellas y la existencia de los niños y de las almas buenas!
¡Gracias por la soledad, por el trabajo, por las dificultades y las lágrimas,
por todo lo que me acercó a Ti más íntimamente!
¡Gracias por tu presencia en el Sagrario y la gracia de tus Sacramentos!
¡Por haberme dejado vivir, gracias Señor! 
¿Qué me traerá el año que comienza?
 ¡Lo que Tú quieras, Señor!
Te pido fe para mirarte en todo; esperanza para no desfallecer;
caridad perfecta en todo lo que haga, piense y quiera.
Dame paciencia y humildad.
Dame desprendimiento y un olvido total de mí mismo.
Dame, Señor, lo que Tú sabes me conviene y yo no sé pedir: suficientes pruebas que me mantengan fuerte, suficientes tristezas que me mantengan humano, suficientes fracasos que me mantengan humilde, suficiente determinación para hacer cada día mucho mejor que ayer.
¡Que pueda yo amarte cada vez más y hacerte amar por los que me rodean!
¡Derrama, Señor, tus gracias sobre mí y todos los que quiero, para que en este año que empieza, tengamos siempre el corazón alerta, el oído atento, las manos y la mente activas y el pie dispuesto para extender tu Reino!

viernes, 28 de diciembre de 2012

DÍA DE LA SAGRADA FAMILIA

Blog católico de Santa María de 
Baiona la Real, nº. 823
Día 30 de diciembre.
Solemnidad de la SAGRADA FAMILIA 
Y el Verbo se hizo carne »24.12.10
Sagrada Familia de Jesús, María y José
 por Guillermo Juan Morado 

Al lado de Jesús, el Hijo de Dios hecho hombre, contemplamos a María y a José. Dios ha querido tener su familia en la tierra, un hogar caracterizado por la fidelidad y el trabajo, por la honradez y la obediencia, por el respeto mutuo entre los padres y el hijo.
La Sagrada Escritura ensalza el precepto de honrar al padre y a la madre: “El que honra a su padre expía sus pecados, el que respeta a su madre acumula tesoros” (cf Si 3). Una alabanza que hace suya el apóstol San Pablo en la Carta a los Colosenses. Todas las relaciones humanas y, en concreto, las relaciones familiares adquieren un nuevo sentido si se viven desde la caridad, que es “vínculo de la perfección” (Col 3,14).
La escena evangélica que recoge San Lucas – el hallazgo de Jesús en el Templo – nos hace entrever el misterio de su consagración total a una misión derivada de su filiación divina: “¿No sabíais que me debo a los asuntos de mi Padre?”. María y José, sin comprender del todo esta palabra, la acogieron en la fe.
La fiesta de la Sagrada Familia es una ocasión propicia para orar por todas las familias, a fin de que, imitando las virtudes de la Familia de Nazaret y su unión en el amor, lleguen a gozar de los premios eternos en el hogar del cielo. La familia es, por consiguiente, imagen del cielo, símbolo y realización doméstica de la Iglesia, icono terreno de la Trinidad divina.
Particular importancia reviste el papel educativo de los padres en relación a los hijos: son, para estos, los primeros maestros y los primeros testigos de la fe. Nadie – ni siquiera el Estado – puede suplantar la responsabilidad que les corresponde a los padres en esta tarea.
Oremos, pues, por los padres, para que – en libertad – puedan cumplir esta importante misión. Guillermo Juan Morado.
Guillermo Juan Morado.
***************

SAGRADA FAMILIA
Señor, Dios, dueño del tiempo y de la eternidad, tuyo es el hoy y el mañana, el pasado y el futuro. Al terminar este año quiero darte gracias  por todo aquello que recibí de TI.



Gracias por la vida y el amor, por las flores, el aire y el sol, por la
alegría y el dolor, por cuanto fue posible y por lo que no pudo ser. 


Te ofrezco cuanto hice en este año, el trabajo que pude realizar y las cosas que pasaron por mis manos 
y lo que con ellas pude construir.



Te presento a las personas que a lo largo de estos meses amé, l
as amistades nuevas y los antiguos amores, l 
os más cercanos a mí y los que estén más lejos, 
los que me dieron su mano y aquellos a los que pude ayudar, 
con los que compartí la vida, el trabajo, 
el dolor y la alegría.



Pero también, Señor hoy quiero pedirte perdón, 
perdón por el tiempo perdido, por el dinero mal gastado, 
por la palabra inútil y el amor desperdiciado. 
Perdón por las obras vacías y por el trabajo mal hecho, 
y perdón por vivir sin entusiasmo.



También por la oración que poco a poco fui aplazando 
y que hasta ahora vengo a presentarte. 
Por todos mis olvidos, descuidos y silencios 
nuevamente te pido perdón.


En los próximos días iniciaremos un nuevo año 
y detengo mi vida ante el nuevo calendario 
aún sin estrenar y te presento estos días 
que sólo TÚ sabes si llegaré a vivirlos.



Hoy te pido para mí y los míos la paz y la alegría, 
la fuerza y la prudencia, la claridad y la sabiduría.



Quiero vivir cada día con optimismo y bondad 
llevando a todas partes un corazón lleno 
de comprensión y paz.



Cierra Tú mis oídos a toda falsedad y mis labios 
a palabras mentirosas, egoístas, mordaces o hirientes.



Abre en cambio mi ser a todo lo que es bueno 
que mi espíritu se llene sólo de bendiciones 
y las derrame a mi paso.



Cólmame de bondad y de alegría para que, 
cuantos conviven conmigo o se acerquen a mí, 
encuentren en mi vida un poquito de TI.



Danos un año feliz y enséñanos 
a repartir felicidad.  
Amén

ORACIÓN

Sagrada Familia de Nazaret: enséñanos el recogimiento, la interioridad; danos la disposición de escuchar las buenas inspiraciones y las palabras de los verdaderos maestros. Enséñanos la necesidad del trabajo de reparación, del estudio, de la vida interior personal, de la oración, que sólo Dios ve en lo secreto;enséñanos lo que es la familia, su comunión de amor, su belleza simple y austera, su carácter sagrado e inviolable. Amén.

 CONSAGRACIÓN A LA SAGRADA FAMILIA 
Oh Jesús, Redentor nuestro amabilísimo, que habiendo venido a iluminar al mundo con la doctrina y con el ejemplo, habéis querido pasar la mayor parte de vuestra vida, humilde y sujeto a María y a José en la pobre casa de Nazaret, santificando a aquella Familia que había de ser el modelo de todas las familias cristianas; acoged benigno la nuestra, que ahora se dedica y consagra a Vos. Dignaos protegerla, guardarla y establecer en ella vuestro santo temor, con la paz y concordia de la caridad cristiana, para que imitando el ejemplo divino de vuestra Familia, pueda alcanzar toda entera, sin faltar uno solo, la eterna bienaventuranza.
María, Madre de Jesús y Madre nuestra, con vuestra piadosa intercesión haced que sea aceptable a Jesús esta humilde ofrenda, y obtenednos su gracia y bendición.
Oh san José, custodio santísimo de Jesús y de María, socorrednos con vuestras plegarias en todas las necesidades espirituales y temporales, a fin de que en unión con María y con Vos, podamos bendecir eternamente a nuestro divino Redentor Jesús. Así sea.
Estampa con oración de mi amigo Brais

30 de DICIEMBRE. FIESTA DE LA SAGRADA FAMILIA

Blog católico de Santa María de 
Baiona la Real, nº. 822

El SANTO PADRE habla de la FAMILIA
28 de diciembre, 2011. (Romereports.com) El Papa ha tenido hoy una nva catequesis de su “escuela de oración”, esta vez dedicada a la oración en la vida diaria de Jesús, la Virgen María y San José.
Benedicto XVI“Aquella casa, en efecto, es una escuela de oración, donde se aprende a escuchar y a descubrir el significado profundo de la manifestación del Hijo de Dios, a ejemplo de Jesús, José y María”. 
Para Benedicto XVI, la Virgen María es ejemplo de contemplación de la vida de Cristo. Ha recordado que San José enseñó a Jesús a rezar y a ofrecer a Dios el trabajo. Y por eso, ha pedido a los padres que también ellos enseñen a rezar a sus hijos. 
Benedicto XVI
“Una educación auténticamente cristiana no puede prescindir de la experiencia de la plegaria. Si la oración no se aprende en casa, es difícil después llenar este vacío”.Ha sido la última audiencia general de las 45 que ha habido a los largo del año. Y el Papa la ha concluido felicitando a los peregrinos y deseándoles un 2012 lleno de paz y alegría. 
otro enlace:
El Papa habla de la familia
Sagrada Familia de El Greco
La Sagrada Familia
Esta solemnidad de la Sagrada Familia, que normalmente se celebra el domingo después de Navidad, se traslada al viernes 30, al caer en, precisamente, en domingo, la Navidad y la Solemnidad de Santa María Madre de Dios. Es un hecho previsto por el ordenamiento litúrgico desde hace muchos años. Hemos de celebrar con dedicación y gozo la eucaristía de la Sagrada Familia para pedir a Dios por nuestras familias y todas las familias del mundo.
Icono de la Sagrada Familia 
LA FAMILIA, PRIMERA ESCUELA

DE EDUCACIÓN EN VALORES

Por José María Martín OSA
 El amor y el respeto a los padres.
En esta fiesta de la Sagrada Familia, la Iglesia nos invita a contemplar la vida doméstica de Jesús, María y José. Dios hecho hombre quiso nacer, vivir y ser educado en una familia. La familia es el primer ámbito educativo y de integración en la sociedad. El «Dios con nosotros» quiso también vivir la experiencia de la vida familiar….
A veces deberán contradecir los caprichos de sus hijos para que aprendan el sacrificio, la renuncia, el dominio propio, el respeto. Sin valores como estos, la convivencia familiar y social se deteriora gravemente….
 Las virtudes domésticas.
 San Pablo habla de las virtudes domésticas y de la unión en el amor que deben caracterizar la vida de la familia cristiana: misericordia, bondad, humildad, dulzura, comprensión. El amor mutuo es el que debe presidir todas las relaciones familiares. Nos habla también de la oración de la familia, invitándonos a cantar a Dios, darle gracias de corazón con salmos y cantos. 
Es difícil, más que nunca la educación de los hijos, pero hay que predicar con el ejemplo. Es una tarea hermosa, pero de una gran responsabilidad. Ante todo, los padres son los primeros educadores de sus hijos y deben ir con el ejemplo por delante. Es muy importante transmitir valores positivos.
La Navidad, encuentro adecuado
 para la vida de Familia
Esto lo que nos dice esta reflexión:
Los niños aprenden lo que viven.
Si  los niños viven con crítica,
 aprenden a condenar.
Si  los niños viven con hostilidad, 
aprenden a pelear.
Si  los niños viven con miedo,
 aprenden a ser aprensivos.
Si  los niños viven con lástima,
 aprenden a sentir pena por ellos mismos.
Si  los niños viven con ridículo, 
aprenden a sentir timidez.
Si  los niños viven con celos, 
aprenden a sentir envidia.
Si  los niños viven avergonzados, 
aprenden a sentir culpa.
Si  los niños viven con estímulo, 
aprenden a tener confianza.
Si  los niños viven con tolerancia,
 aprenden a ser pacientes.
Si  los niños viven con elogios, 
aprenden a valorar las cosas.
Si  los niños viven con aceptación, 
aprenden a amar.
Si  los niños viven con aprobación, 
aprenden a quererse.
Si  los niños viven con reconocimiento,
 aprenden que es bueno tener una meta.
Si  los niños viven compartiendo,
 aprenden a ser generosos.
Si  los niños viven con honestidad, 
aprenden la sinceridad.
Si  los niños viven con imparcialidad, 
aprenden la justicia.
Si  los niños viven con amabilidad y consideración,
 aprenden el respeto.
Si los niños viven con seguridad, 
aprenden a tener confianza en sí mismos 
y en los de su alrededor.
Si los niños viven con amistad, 
aprenden que el mundo es 
un lugar agradable donde vivir.
(una  añadida)
Si los niños rezan en casa,
crecerán en la fe y fortalecerán 
la razón de su vida
Espero que esta consideración del 
P.José María Martín OSA
sirva para meditar a las familias.
Entresacado de:
 
Y Una buena Homilía de D. Demetrio,
 Obispo de Córdoba.
Demetrio Fernández González, 
obispo de Córdoba, leyó esta homilía
 en la catedral con motivo de
 la fiesta de la Sagrada Familia.

Oración de fin y principio del año

Blog católico de Santa María de 
Baiona la Real, nº. 821
Oración de fin y principio del año
Al terminar este año quiero darte gracias
por todo aquello que recibí de TI
Autor: . | Fuente: catholic.net
Señor, Dios, dueño del tiempo y de la eternidad, 
tuyo es el hoy y el mañana, el pasado y el futuro.

Al terminar este año quiero darte gracias 
por todo aquello que recibí de TI.
Gracias por la vida y el amor, por las flores, el aire y el sol, por la alegría y el dolor, por cuantofue posible y por lo que no pudo ser.Te ofrezco cuanto hice en este año, el trabajo quepude realizar y las cosas que pasaron por mis manosy lo que con ellas pude construir.
Te presento a las personas que a lo largo de estos meses amé,las amistades nuevas y los antiguos amores,los más cercanos a mí y los que estén más lejos,los que me dieron su mano y aquellos a los que pude ayudar,con los que compartí la vida, el trabajo,el dolor y la alegría.
Pero también, Señor hoy quiero pedirte perdón,perdón por el tiempo perdido, por el dinero mal gastado,por la palabra inútil y el amor desperdiciado.Perdón por las obras vacías y por el trabajo mal hecho, y perdón por vivir sin entusiasmo.
También por la oración que poco a poco fui aplazando y que hasta ahora vengo a presentarte.Por todos mis olvidos, descuidos y silencios nuevamente te pido perdón.
En los próximos días iniciaremos un nuevo año y detengo mi vida ante el nuevo calendario aún sin estrenar y te presento estos días que sólo TÚ sabes si llegaré a vivirlos.
Hoy te pido para mí y los míos la paz y la alegría,la fuerza y la prudencia, la claridad y la sabiduría.
Quiero vivir cada día con optimismo y bondad llevando a todas partes un corazón lleno de comprensión y paz.
Cierra Tú mis oídos a toda falsedad y mis labios a palabras mentirosas, egoístas, mordaces o hirientes.
Abre en cambio mi ser a todo lo que es bueno que mi espíritu se llene sólo de bendiciones y las derrame a mi paso.
Cólmame de bondad y de alegría para que, cuantos conviven conmigo o se acerquen a mí encuentren en mi vida un poquito de TI.
Danos un año feliz y enséñanos a repartir felicidad. 
Amén
http://es.catholic.net/celebraciones/120/302/articulo.php?id=6295

Quizás también le interes


Contemplar el Evangelio de hoy - homilías católicas del Evangelio del día
Contemplar el Evangelio de hoy - Suscríbase