martes, 8 de mayo de 2012

La gallina y los granos de trigo

Fábula Indígena.
con moraleja.

Aplicable a numerosas 
naciones de la tierra,
enviado desde Venezuela.
 Socialismo del Siglo XXI 
 Una gallina encontró unos granos de trigo 
y dijo a sus vecinos: 
“ Si sembramos este trigo, 
tendremos pan para comer.
 ¿Alguien me quiere ayudar a sembrarlo?” 
 “ ¡Yo no, estás loca!” yo estoy en Mision Robinson 
y no tengo tiempo para esas tonterias– 
dijo la vaca.
“ ¡Ni yo, la mision sucre no me deja tiempo 
para esas cosas” 
– aseveró el pato. “ 
¡Yo tampoco!, estoy en los circulos bolivarianos 
que son mas importantes” 
– replicó la oveja. 
“ ¡Mucho menos yo, que soy Lider 
del comando maisanta!” 
– completó el cerdo. 
Entonces yo sola los sembraré", 
dijo la gallina. Y así lo hizo. 
El trigo creció y maduró, 
con unos granos dorados. 
“ ¿Quién me ayudará a recogerlos?”,
 quiso saber la gallina. 
“ ¡Yo no, ya tengo un salario mínimo
 garantizado!”,
 dijo el pato
 “ ¡No son parte de mis funciones, 
sólo si me das una comisión!”
 – dijo el cerdo. “ 
¡Yo no, que ni loca dejo mi beca!”
exclamó la vaca. 
“ ¡Yo no voy a arriesgarme a perder 
mis reales!” 
– dijo la oveja.
 “ Entonces, yo misma los recogeré” 
– dijo la gallina, y así fue. 
Finalmente, llegó la hora de hornear el pan.
 “ ¿Quién me va a ayudar a hacer el pan?” 
indagó la gallina. 
“ ¡Yo no puedo dejar mi puesto en los Circulos, 
de eso es que yo vivo” – 
dijo la oveja.
 “ ¡Yo no puedo arriesgar mi paga en Mision Sucre!”, continuó el pato.
 “ ¡Eso me quita tiempo para buscar l
os 10 Millones por el Buche!” 
y me pueden botar de mi puesto"
 refunfuñó el Cerdo.
 “ ¡Sólo si me das la Mitad del Pan!”
 exclamó la vaca
 “ ¡Entonces, yo misma lo haré!” 

exclamó la pequeña gallina. 
Cocinó unos panes y los puso en una cesta 
para comerla junto con su familia. 
De repente, toda la gente pasó,
 quería pan y pedía un bocado. 
La gallina simplemente dijo: 
“ ¡No!... son para mí y mis hijos, 
yo misma los sembré, los recogí 
y los horneé. 
Ustedes no quisieron ayudarme
 y voy a comérmelos sola con mis hijos”. 

“ Lucros excesivos...

 ¡ESCUALIDA !! Usurera!” -

 gritó la vaca.
El cerdo gruñó y dijo:
 - “¡La paz, el pan, la educación, 
son para todos! 
El pueblo tiene derechos”.
 “ ¡Gusano Capitalista!” 
- exclamó el pato. 
“ ¡Yo exijo igualdad de derechos!” 
- gritó la oveja..

 Pintaron carteles y pancartas diciendo: 
“Injusticia” 
y marcharon protestando contra la gallina,
 gritando obscenidades, 
y toda clase de improperios.
¡QUIERO MIS DERECHOS! 
Terrorista !! 
¡ INJUSTICIA ! 
¡GOLPISTA ROBANDO EL PAN AL PUEBLO! ¡FASCISTA! ESCUALIDA! 

 Llamaron a los Circulos Bolivarianos, 

a un Fiscal del gobierno,

 y el defensor del pueblo 
y le dijeron a la pobre gallina: 
“Usted, gallina, no puede ser así tan egoísta.
 Usted ganó demasiado pan,
 tiene que pagar muchos impuestos
 y debe compartir el pan 
o le será expropiado".
” “Pero yo gané ese pan con mi propio 
trabajo y sudor”
 se defendió la gallina.
 ¡Los otros no quisieron trabajar! 
- replicó sentida la gallina... 
¡USTED ES UNA ESCUALIDA, CAPITALISTA, GOLPISTA, FASCISTA, CRIMINAL, bla, bla!... 
Dijo el Defensor del pueblo.
“ ¡Muy bien dicho, Defensor del Pueblo!”

- dijo el Fiscal” 
“ Esa es la ventaja del SOCIALISMO DEL SIGLO XXI.
Según la
Democracia Protagonica, 
Cualquier persona puede ganar lo que quiera. 
Puede trabajar o no trabajar. 
Pero, de acuerdo con nuestra moderna 
legislación socialista ,
 LA MÁS MODERNA Y ADELANTADA 
DEL MUNDO,
 los trabajadores más productivos
 tienen que dividir el producto del trabajo
 con los que no hacen nada.
 ¡Además de eso, debes pagar
 el ISLR, el IVA,
 el impuesto al lujo, el SENIAT, 
el impuesto a la propiedad, 
CADIVI, Seguros Social... 
para poder sostener 
Mercal, las Misiones, el Fides, 
el Plan Bolívar, el Fus, 
para que todos ellos pueden 
garantizar la salud, la educación 
y la justicia de nuestro pueblo! .
......y..... 
¡Todas esas medidas revolucionarias 
que son las mejores del mundo!” 

 Y así, todos vivieron felices para siempre, 

inclusive la pequeña gallina, 

quien sonrió temblorosa, 
y cacareando dijo: 
“¡Esta Bien Acepto!!!... 
¡ Ya Entendi, estoy complacida!”. 
Ahora, los vecinos 
se la pasan todo el tiempo preguntándose: 
“ ¿Por qué será que esta
 Escualida, Fascista Golpista 
Terrorista Gallina
 nunca más volvió a hacer un pan?”
¡Y de aquel rico pan...
nunca más se supo!!!.
Confeccionado por
 Franja.
Esta fábula
 debería ser distribuida y estudiada
en todas las escuelas.
Tal vez así, transcurridas una o dos generaciones, 
el mensaje central o la idea principal 
pudiera tomar el lugar de toda esa 
estupidez pseudo-igualitaria 
que insiste en deprimir a un país  
y condenarlo a la eterna miseria.
A la gente no se la ayuda dándole de comer gratis,
 repartiendo tarjetas para comprar comida.

Con eso solo se le enseña a que para vivir 
no es necesario hacer ningún tipo de esfuerzo
 y quedan convencidos de que los demás 
están obligados a mantenerlos,
(a no ser en caso de desastre 
y por un tiempo). 
A la gente se la ayuda dándole trabajo 
Y solo se puede generar trabajo en un país
 donde se estimula a los sectores productivos,
 no donde se estimula la corrupción, 
los parásitos y la incultura. 
Un país donde no se estimula la producción
 no puede generar ni recursos ni trabajo 
para sus ciudadanos.
*****
Esto lo dice:

Un economista anónimo que dice 
ser muy entendido y con experiencia 
en la materia, porque además
 es padre de familia numerosa y pobre.
Franja
Publicar un comentario

Quizás también le interes


Contemplar el Evangelio de hoy - homilías católicas del Evangelio del día
Contemplar el Evangelio de hoy - Suscríbase