sábado, 20 de febrero de 2016

NOTICIAS DE TIERRA SANTA. DEL P. ARTEMIO VITORES

Blog católico de Javier Olivares-baionés jubilado-Baiona

Ha llegado Carta del P. Artemio Vitores

Una de las fotografías del P. Artemio
 más emblemáticas de la recepción de peregrinos.

Una de las fotografías del P. Artemio
 más emblemáticas de la recepción de peregrinos.

Artemio P. Vítores   13/02/2016    
Para: Francisco Javier olivares Chao

Querido Francisco Javier: ¡El Señor te dé Su Paz!

     ¿Cómo va la vida?  Gracias por tus palabras, por tu cariño, por tu amistad. Comienzo así esta carta, pues aún tengo muy vivas en mi memoria y en mi corazón las experiencias maravillosas que el Señor y los amigos peregrinos me concedieron durante mi reciente viaje a Cataluña. Estuve allí del 1 al 7 de febrero. Fueron jornadas muy intensas, pero maravillosas. Di conferencias primero en Barcelona: en nuestro convento de San Antonio y en la Facultad de Teología de Cataluña; después en Girona en el auditorio Josep Irla, y los dos últimos días en Lleida, en el Centro de Estudios Franciscanos. Aquí estaba acompañado por el P. Teodoro López. En Lleida el auditorio fue más reducido, pues estaba centrado en los estudiantes. En los demás lugares superaba siempre con creces las cien personas, la mayor parte peregrinos conocidos. El tema era una explicación de mi último  “Tierra Santa, la Perla de las Misiones, custodiada por los hijos de Francisco de Asís”. Era también mi vida en Tierra Santa contada a mis amigos. En primer lugar mi vida de franciscano: por eso San Francisco y el hábito franciscano fueron los protagonistas (les conté el episodio del hábito que llegó a tiempo para el funeral de mi madre gracias a la ayuda del Padre San Francisco), y les encantó verme siempre con el hábito. Y para terminar, como yo era franciscano, el joven taxista que me llevó desde la estación del tren al convento, no me quiso cobrar porque quería mucho a San Francisco y a los franciscanos. Se lo conté a los frailes, y me dijeron: “a nosotros nunca nos ha sucedido esto”. La gracia del Señor, les dije, toca a sus elegidos. Mi hermana Celia estaba conmigo. Tantos los frailes como todos los amigos la trataron como a una hermana y como a una amiga. Estaba feliz y los demás lo estaban con ella. 

        Pude constatar personalmente los efectos de la peregrinación a Tierra Santa. Todos los peregrinos, al verme, revivían con fuerza los momentos maravillosos vividos allí. Y comprendía muy bien las palabras del Papa Pablo VI: “Todos creen que han conquistado Jerusalén, pero no se dan cuenta que es Jerusalén quien les ha conquistado a ellos”. Esperemos que vuelvan con entusiasmo. Al volver, después de un viaje muy largo, el 8 comencé las clases y tuve ya un grupo de Argentina. El 9 tuve un grupo de 51 peregrinos, 25 de ellos en sillas de ruedas, algunos bastante enfermos. Les di la conferencia y estaban tan felices que no querían ir a cenar. Y ya se sabe qué complicada es Jerusalén para estas personas, por sus escaleras. Por la mañana, antes de salir de Casa Nova, les di a todos un pequeño regalito: un llavero de madera de olivo con la cruz de Tierra Santa y escrito Jerusalén. Estaban tan contentos, que no creo que Salomón disfrutara tanto con los regalos que le hizo la Reina de Saba. Felicité a los acompañantes por haber practicado la Misericordia, y bien. Y a todos por estar tan enamorados de Tierra Santa. Los besos, los abrazos de todos eran el mejor signo de la felicidad.


Bueno, que me estoy enrollando. Comenzamos la Cuaresma. En la Ciudad Santa hacemos nuestro itinerario penitencial, siguiendo “los pasos de Jesús”, recorriendo los Lugares por donde Él ha pasado: Dominus Flevit, Getsemaní, Flagelación, Litóstrotos, Betania, Bethfagé: “aquí el Señor nos amó”, diremos en cada Lugar Santo. Todo terminará en el Calvario y en el Santo Sepulcro. Esto es la vida de Tierra Santa y, en especial de Jerusalén. Es su corazón y su alma y por eso la amamos.

       Te tengo presente, al igual que a tus seres queridos, en mis oraciones ante el Santo Sepulcro. ¡Reza siempre por nosotros, en especial por la paz y por los cristianos de Tierra Santa, de Siria y de otros lugares!

Un fuerte abrazo. Artemio
13/02/2016   





CARTA TRASPAPELADA DE ENERO DEL P. ARTEMIO VÍTORES

¡Feliz Año Nuevo!

Una de las fotografías del P. Artemio
 más emblemáticas de la recepción de peregrinos.

 

Una de las fotografías del P. Artemio
 más emblemáticas de la recepción de peregrinos.

¡Feliz Año Nuevo!
Artemio P. Vítores   16/01/2016    
Para: Francisco Javier olivares Chao

Querido Francisco Javier: ¡El Señor te dé Su Paz!


 Te deseo que el Año que acabamos de comenzar te traiga, en abundancia, la paz, la felicidad y el amor, y sin olvidar la salud que nos ayudará a afrontar el año con entusiasmo y esperanza. Y no olvides que estamos en el Año de la Misericordia y la Compasión que nos han enseñado Jesús y María en el Calvario tiene que guiar nuestras vidas. Un recuerdo y unas oración por tu difunta abuela, que tanto amabas.

       ¿Qué te puedo contar de mí? Hemos terminado las celebraciones navideñas. Este año ha llovido bastante y ha hecho mucho frío, así que todos hemos pagado las consecuencias, con resfriados y cosas por el estilo. Yo he estado varios días casi sin voz, pero iba todas las mañanas a celebrar la Misa donde las monjas con la lluvia, frío y otras cosas. Bueno, cosas del invierno. ¿Qué más? Hemos felicitado a todos los hermanos ortodoxos en sus fiestas de Navidad; los armenios celebran el 19 Navidad y Epifanía juntos, así que iremos la próxima semana.  Ya sabes que tengo muy buena relación con todas estas comunidades y los abrazos y besos no faltan. Aunque pueda parecer un gesto protocolario y tradicional, creo que hay momentos en que se agradece la compañía, y un poco de cariño por parte de los demás. ¡Que todos seamos uno, como Cristo nos ha pedido!

       Te contaba que en los meses de octubre y de noviembre tuve muchos encuentros con los peregrinos. En el mes de diciembre bajó muchísimo y lo mismo está sucediendo en el mes de enero. ¿Cómo se presentará el futuro inmediato? La situación, como te decía, está calma, pero… los peregrinos tienen que animarse. Os decía que las monjas de la Madre Teresa de Calcuta me llaman, con mucho cariño “Padre turrón”. Y yo les doy algo para que gocen de las Navidades. Este año ha habido pocos grupos españoles y los frailes, las monjas y tanta gente me preguntan, ¿no llega el turrón? Ha llegado por los caminos más increíbles: correo, sin saber quién me lo ha traído. Los pastores y los Reyes Magos siguen pasando a saludar y a traer sus regalos al Niño Jesús.

          ¿Qué más? Estamos en tiempo de exámenes.  Como te dije, publiqué el libro: “Tierra Santa, la perla de las misiones, custodiada por los hijos de Francisco de Asís”. E una descripción del origen e historia de la Custodia, a partir del carisma de Francisco de Asís y de sus múltiples actividades a favor de los cristianos de la Tierra del Señor. Del 1 al 7 de febrero estaré en Cataluña, dando conferencias sobre este tema: 2 en Barcelona, 1 en Girona y 2 en Lleida. Son 5 días sin parar (el 1 y el 7 es el viaje). Mi hermana, que como sabes quedó sin madre y sin marido, me acompañará y así podremos estar un poco juntos.

       Te dejo. Te tengo presente, al igual que a tus seres queridos, en mis oraciones ante el Santo Sepulcro. ¡Reza siempre por nosotros, en especial por la paz y por los cristianos de Tierra Santa, de Siria y de otros lugares! Como sabes liberaron a nuestro hermano Aziz después de dos semanas de prisión en manos del ISIS.
 Un fuerte abrazo. Artemio
Fe

Publicar un comentario

Quizás también le interes


Contemplar el Evangelio de hoy - homilías católicas del Evangelio del día
Contemplar el Evangelio de hoy - Suscríbase