jueves, 1 de julio de 2010

ALFONSO XIII Y LA MASONERÍA

La Consagración de España. en el Cerro de lo Angeles,
 al Corazón de Jesús.
Por S.M. el Rey ALFONSO XIII.
******
Es probable que no lo sabe mucha gente. Las cosas no suceden porque sí. Siempre hay algún motor que mueve los hilos de los acontecimientos, aunque un cristiano sabe que nada se mueve sin el consentimiento de Dios. Y Dios escribe siempre derecho, es decir bién, aunque con  reglones torcidos.
Por eso pongo esta noticia, para aquellos que no saben nada de la A a la Z. de estos acontecimientos:

S. M. el Rey D. Alfonso XIII
La masonería amenazó a Alfonso XIII
 tras consagrar a España al Sagrado Corazón
Iván de Vargas/ALBA
Sun, 21 Jun 2009 18:03:00
CAMINEO.INFO / ReL.- Poco después de la consagración de España al Corazón de Jesús, Alfonso XIII confió al P. Crowley-Boevery las «proposiciones» que recibió de una delegación de la francmasonería internacional para garantizar que conservara la corona. El propio monarca debía iniciarse en la masonería e introducir varias leyes anticatólicas en nuestro país.
La expulsión del rey Alfonso XIII de España se debió, en gran parte, a la influencia masónica. Es más, su hijo Juan vivió muy impresionado porque pensaba que precisamente ése había sido el motivo de que su padre fuera destronado el mismo día de la proclamación de la II República. Tras un intento formal de hacerle miembro de la masonería, además de proponerle la introducción de varias leyes anticatólicas en nuestro país, la respuesta personal del monarca fue consagrar España al Corazón de Jesús en el Cerro de los Ángeles el 30 de mayo de 1919.
En la consagración se reconocía a Jesús como «Redentor del mundo», «Rey de Reyes», fuente de todo poder y fundamento de todas las leyes justas, y expresaba pública y solemnemente el deseo de que reinase «en los corazones de los hombres, en el seno de los hogares, en la inteligencia de los sabios, en las aulas de las ciencias y de las letras, y en nuestras leyes e instituciones patrias». Al acto asistieron la Familia real, el Gobierno en pleno, y numerosas autoridades religiosas, civiles y militares.
Amenazas al monarca.
El propio Alfonso XIII reconoció en una histórica conversación con el padre Mateo Crowley-Boevery, conocido como el Apóstol de la Entronización del Sagrado Corazón, que la masonería le había amenazado con la abdicación y su destierro si no accedía a sus deshonestas proposiciones. Un desafío al monarca en toda regla. Pero cuando el Rey de España hizo tal revelación no era consciente aún de su futuro destronamiento. En aquel momento, se limitó a describir los hechos al conocido eclesiástico, promotor del gigantesco monumento del Cerro de los Ángeles, el cual posteriormente divulgaría la confidencia regia.
La conversación con el religioso y sacerdote tuvo lugar a raíz de la consagración de España al Sagrado Corazón de Jesús. El padre Crowley-Boevery relató así el testimonio del monarca:
«Padre, he tenido un gran gusto en cumplir en el Cerro de los Ángeles un deber de católico, pues el enemigo de nuestra fe está dentro de la ciudadela. Y le doy una prueba: en este mismo salón me vi obligado a recibir una delegación de la francmasonería internacional. Unos doce señores. He aquí lo que me dijeron: Tenemos el honor de hacerle ciertas proposiciones y garantizar con ellas que V. M. conservará la Corona y España servirá fielmente a la Monarquía, a pesar de las crisis tremendas que la amenazan, y reinará en un ambiente de paz.
Leer más:
http://www.camineo.info/news/160/ARTICLE/1300/2009-06-21.html
Vale la pena enterarse de los planes de la MASONERÍA,
 para el gobierno de las naciones.
Como se ve, ya no son de ahora.
 Hace muchos años que pusieron sus ojos sobre ESPAÑA,
y con el actual Gobierno,
lo están consiguiendo. 
Cesar  Vidal, en su último libro
 acerca de la masonería,
descubre el plan y objetivo de esta Sociedad,
a la que pertenecen muchos de nuestros gobernantes. 
Franja. 
Publicar un comentario

Quizás también le interes


Contemplar el Evangelio de hoy - homilías católicas del Evangelio del día
Contemplar el Evangelio de hoy - Suscríbase