martes, 2 de diciembre de 2014

SAN FRANCISCO JAVIER Día 3 de diciembre.

Blog católico de Javier Olivares-baionés jubilado-Baiona

SAN FRANCISCO JAVIER



Mi amigo Brais, de 12 años, me envió esta delicia de imagen con oración 
que ha confeccionado él  con motivo de mi onomástica. 
Muchas gracias, Brais. Un abrazo. 

http://rincondelaoracion.blogspot.com.es

Día 3 de diciembre.
El nombre de Francisco Javier es uno de los nombres más conocidos,  como José, Antonio, Pedro, Ignacio. Benito, Pablo, Juan y otros más.  Y además como es un santo de mi devoción de una manera especial, por ser el santo de mi nombre, no tengo inconveniente, -al contrario me gusta hacerlo-,  en ponerlo como un artículo para darlo a conocer a los lectores del blog. Ahí va una reseña de su biografía. Franja.



San Francisco Javier

Nació de familia noble en el Castillo de Javier (Navarra, España) el año 1506. En 1525 marchó a París a estudiar, y allí se encontró con el beato Pedro Fabro  y san Ignacio, que le contagiaron su ideal religioso. Se unió al grupo iniciado por san Ignacio y fue uno de los miembros fundacionales de la Compañía de Jesús. El año 1537 recibió la ordenación sacerdotal en Venecia, donde se dedicó a obras de caridad. Tras breves estancias en Bolonia y Roma, el año 1541, respondiendo a la petición del rey de Portugal de misioneros para sus posesiones en Asia, marchó al Oriente, donde se convirtió en uno de los más destacados misioneros de la historia de la Iglesia. Evangelizó incansablemente la India, las islas Molucas y el Japón durante diez años, convirtió a muchos a la fe y estableció comunidades cristianas. Murió el 3 de diciembre de 1552 en la isla de Sanchón o Sancián a las puertas de China.



El día de su muerte, según está comprobado por los datos históricos, en Castillo de Javier donde había nacido, la imagen del Santo Cristo del castillo sudó sangre y así fue constatado que era el día de su muerte, cuando llegó la noticia coincidente.


El Cristo de Javier, que sudó sangre 
el día de la muerte de S. Francisco Javier

Pío XI lo declaró en 1927 patrono de las misiones, junto con santa Teresa del Niño Jesús.

Nota: Ante esa imagen del Santo Cristo de Javier celebró la Santa Misa el día 16 de julio del año de 1957, cuando hacía un mes de ordenado sacerdote, el que confecciona este blog parroquial y le tiene por patrono e intercesor. Franja.

ORACIÓN

Señor y Dios nuestro, tú has querido que numerosas naciones llegaran al conocimiento de tu nombre por la predicación de san Francisco Javier; infúndenos su celo generoso por la propagación de la fe, y haz que tu Iglesia encuentre su gozo en evangelizar a todos los pueblos. Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

SAN FRANCISCO JAVIER

PATRONO DE LAS MISIONES
1506-1552
Sacerdote misionero Jesuita en el lejano Oriente
Fiesta: 3 de diciembre


Francisco de Jasso "de Javier" nació en el castillo de Javier ubicado en lo que en la actualidad es la localidad de Javier, Navarra, entonces reino independiente y actualmente España, el 7 de abril de 1506 en el seno de una familia noble. Su padre, Juan de Jasso, era Presidente del Real Consejo del Rey de Navarra Juan III de Albret. Su madre fue María de Azpilicueta que pertenecía a una noble familia de la que formaba parte Martín de Azpilicueta el llamado doctor navarrus. Era el benjamín de cinco hermanos: Magdalena, Ana, Miguel, Juan y él mismo.

Su niñez estuvo marcada por los hechos históricos que llevaron a la pérdida de la independencia al reino de Navarra, y su familia estuvo muy involucrada en dichos hechos. Su casa natal fue lugar de encuentro de los partidarios de los Albret y sufrió la revancha de la pérdida. Sus hermanos, miembros del ejército de Juan III, fueron encarcelados por ello. Estas circunstancias pudieron ser la causa de la determinación de Francisco por el estudio religioso. Francisco de Javier realizó sus viajes evangelizadores bajo pabellón portugués



Sus viajes de misiones
Mapa del viaje de San Francisco Javier.

El viaje a Lisboa fue por tierra y paró en Azpeitia (Guipúzcoa) para entregar cartas de Ignacio de Loyola a su familia. En Lisboa estuvieron un tiempo, hasta que fue designado Francisco para ser el enviado a las Indias. En ese tiempo no pararon de predicar el evangelio a los pobres de la ciudad.
El 7 de abril de 1541, día que cumplía 35 años, sale la expedición y llega el 22 de septiembre a Mozambique. Allí se queda hasta febrero del año siguiente. En esa estancia ayuda en el hospital y percibe la realidad del trato que se da a los negros, lo cual le lleva a tener los primeros enfrentamientos.
Después de efectuar escalas en Melinde y Socotora, llega a Goa (ciudad que luego sería capital de la India Portuguesa) el 6 de mayo de 1542. Prepara un texto divulgativo basado en el catecismo de Juan Barros y comienza a predicar la doctrina católica por la ciudad, a la vez que asiste a moribundos, visita a presos y socorre a pobres.
Para lograr un acercamiento más intenso se dedica a aprender la lengua del país. Tras rechazar el puesto de director del seminario de San Pablo, se embarca, en octubre de 1542, para las islas de la Pesquería, donde permaneció más de un año.
Evangeliza a los indios Paravas y recorre las ciudades de Tuticorrín, Trichendur, Manapar y Combuture. Encontró la oposición de los brahmanes, que habitaban las pagodas de la región.
Aprendió tamil y tradujo a esa lengua parte de los textos cristianos y una plática sobre el cielo y el infierno.
Fue el gran apóstol de los tiempos modernos, como San Pablo lo fue de los antiguos. Misionero de soberana grandeza, nos pasman sus obras portentosas. Fue el gran conquistador de Oriente, que iba abriendo camino a un ejército de misioneros.
Despertó el espíritu misional de la cristiandad. Decía el jesuita Araoz que Javier no hacía menos fruto en España y Portugal con sus cartas, que en las Indias con su predicación. Sus cartas maravillosas se copiaban y enviaban por todas partes. San Ignacio las multiplicaba. Juan III de Portugal, el rey misionero, quería que se leyeran en todos los púlpitos. Suscitaban vocaciones misioneras en todos las universidades. Que el ejemplo de su vida siga suscitándolas.
Fue canonizado por el Papa Gregorio XV en 1622 junto a San Ignacio de Loyola, Santa Teresa de Jesús, San Isidro Labrador y San Felipe Neri.
Ha sido nombrado patrono de varios sitios y obras:
En 1748 es nombrado patrono de todas las tierras al este del cabo de Buena Esperanza.
En 1904 es nombrado patrono de la Obra de la Propagación de la Fe.
En 1927 el Papa Pío XI le nombra Patrono de las Misiones junto a santa Teresita del Niño Jesús.
Es también patrono de la Rama Caminantes dentro del Movimiento Scout Católico.
Es copatrón de Navarra junto con San Fermín y Santa María la Real, celebrándose su fiesta el 3 de diciembre, aniversario de su muerte.

Anualmente, en los primeros días de marzo, se celebra una masiva peregrinación en su recuerdo hasta el Castillo de Javier, las conocidas

Las javieradas

leer más:
http://www.corazones.org/santos/francisco_javier.htm

EL DIVINO IMPACIENTE por D. 
José María Pemán

https://www.youtube.com/watch?v=LHInz3PZHmA

Para escuchar con calma y dispuesto a aprender.
Franja

Publicar un comentario

Quizás también le interes


Contemplar el Evangelio de hoy - homilías católicas del Evangelio del día
Contemplar el Evangelio de hoy - Suscríbase